Guau, nunca dejaré de amar esta profesión porque estoy seguro de que nunca dejará de sorprenderme. La estrategia, el diseño de producto y el marketing cuando son unidos de la forma correcta aportan al mercado resultados rotundamente sorprendentes.

Hoy os quiero compartir un nuevo caso de producto sorprendente, es el caso de Hövding, el caso airbag para bicicletas que busca otorgar a los ciclistas máxima seguridad con la mayor comodidad y estilo posible. Toda una revolución que hay que analizar.

Hövding, el casco airbag para bicicletas

Según sus fabricantes aporta la mayor absorción de impactos del mundo. Ya está en su versión 2.0 y es muy interesante por la novedad que aporta al mercado.

Según un reciente estudio de la Universidad de Standford, es capaz de absorber el golpe hasta 8 veces más que un casco tradicional. El sistema, dotado de sensores y una muy cuidada electrónica de control, se encarga de crear un patrón de movimientos del ciclista para detectar un movimiento anómalo, como el caso de un accidente, y activarse para proteger la cabeza del ciclista.

hovding-casco-airbag-marketing-1

Si lo analizamos desde la perspectiva del marketing, encontramos un producto que nace desde la más pura sustitución y combinación propia del marketing lateral. Una creatividad que da respuesta a una serie de necesidades y deseos de los usuarios de bicicleta urbana. Comodidad, usabilidad, seguridad y estilo.

Este tipo de productos, aunque parezcan algo locos e irreales son verdaderas obras de pensamiento innovador. La capacidad de desarrollar nuevos planteamientos dentro de las organizaciones aporta la visión para el cambio y el crecimiento en el futuro.

El consumidor no se para, evoluciona, quiere más, mejor y más rápido. Las marcas deben de investigar, probar, fallar y acertar para llegar a un público con hambre de novedades.

Este casco airbag Hövding es un ejemplo de ello. Veremos si su éxito será extendido por los usuarios de bicicletas urbanas o necesitará de una evolución. Por ahora, la creatividad ha dado sus frutos, ahora le toca a la siguiente etapa estratégica.